OPINIÓN
La Asamblea General no resuelve
18 Junio, 2018
Gotas de agua salidas de una roca
22 Junio, 2018
Mostrar todo

Balak: Entre Milagros y Bendiciones

PARASHÁ

La toráh relata en nuestra parashá la historia de Biläm, un hechicero y profeta de fama mundial, que fue contratado por Balak, rey de Moab, para maldecir – y así vencer – al pueblo de Israel.

La torá también nos cuenta sobre el viaje que hizo Biläm desde su país hasta la margen occidental del Jordán, lugar donde acampaban los hijos de Israel. El trayecto estuvo lleno de contratiempos, su medio de transporte – una burra – no se mantenía en rumbo. Le llegó a aplastar su pierna contra un cerco, e inclusive se echó en el camino sin intenciones ni ganas de avanzar. Esto provocó la ira de Biläm al punto de azotarla en tres ocasiones. Fue entonces cuando Di´s abre la boca de la burra, y comienza a expresarle su disconformidad. Inmediatamente Di´s le permite ver la presencia de un ángel, entonces entendió de por qué se había desviado del camino.

¿Por qué la toráh nos relata este hecho? ¿No era suficiente con decir que llegó al lugar donde acampaba Israel?

Explica el “Kelí Yakar”, ZT”L: “Di´s quiso amonestar a Biläm para que no se llene de soberbia por tener profecía. Pues, sin lugar a dudas no es propio que una burra tenga el mérito de ver un ángel y además pueda hablar. Aún así tuvo la gracia de observar más allá de lo físico, y su boca se abrió para hablar como un ser humano, y todo esto para beneficio del pueblo de Israel. De la misma forma Biläm tuvo el mérito de ver más allá de lo evidente, solamente para beneficio del pueblo de Di´s. Si fuera por merito propio, no conseguiría tener más profecía de lo que merecería tenerla un simple animal”.

De manera general Di´s no revela a la humanidad cómo conduce Su mundo. La idea es encontrar al Creador del universo en todos los rincones de la existencia, esforzándonos en llegar a Él con todas nuestras fuerzas, es la única manera de adquirir verdadera Emuná (fe y confianza) en Él.PARASHÁ

En esta oportunidad, la toráh nos abre una ventana para sacar un patrón que nos guíe en la manera correcta de ver los acontecimientos del mundo, y así ver la “Mano” de Di´s en nuestras vidas.

Si todavía hay milagros en el mundo – no hay que dudar – es para nuestro beneficio. Pueden ser milagros cargados de bendición o de todo lo contrario. En cada uno de ellos hay una carga de “Emuná” y de beneficio – directo o indirecto – para Su pueblo.

Y dentro de cada suceso la “Voz” del Todopoderoso dirigiéndose a nosotros: “Todo lo que acontece en el mundo no es sino por Israel”. No por culpa de Israel, sino por causa de Israel, para aprender de él, y acercarnos más a Su presencia.

Di´s le habla a quién escucha, o tiene la capacidad de escuchar, claramente. Tenemos un pasado glorioso de grandes “escuchadores”, y por el mérito de ellos es que continuamos adelante a través de las generaciones.

Captemos los mensajes, agucemos los oídos, es nuestro Padre Celestial quien nos quiere educar, mandándonos mensajes día a día.

Shabat Shalom

Yair Ben Yehuda

 

 

RECUERDA

DENUNCIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

demuestra que no eres un robot *

Close