Generic selectors
Sólo coincidencias exactas
Buscar en los títulos
Buscar en los contenidos
Buscar en los mensajes
Buscar en las páginas
Filtrar por categorías
1665
1667
1679
1680
1683
1684
1685
1686
1687
1965
1987
1994
1995
1996
1997
1998
1999
2000
2001
2002
2003
2004
2005
2006
2007
2008
2009
2010
2011
2012
2013
2014
2015
2016
2017
2018
2019
2020
2021
2022
2023
2024
2025
2026
2027
2028
2029
2030
2031
2032
2033
2034
2035
2036
2037
2038
2039
2040
2041
2042
2043
2044
2045
2046
2047
2048
2049
2050
2051
2052
2053
2054
2055
2056
2057
2058
2059
2060
2061
2062
2063
2063 impreso
2064
2065
2066
2067
2068
2069
2070
2071
2072
2073
2073-A Solo Web
2074
Cartas
Contraportada
Destacados
Destacados Anteriores
Dossier
Dossier Anteriores
Ediciones Anteriores
Especial
Información
Israel/Diáspora
Kehilá
Magazine
Opinión
Página Dos
Parashá
Raíces
Shivá
Uncategorized
Vida Religiosa
XL
XLI
XLII
XLIII
XLIIII
XXV
XXXIX
XXXV
XXXVI
XXXVII
XXXVIII

OPINIÓN

Estados Unidos fuera de la Unesco

Editorial de The Wall Street Journal

L a administración Trump no se caracteriza por su conocimiento de las relaciones públicas, y la sorpresa anunciada la semana pasada de que Estados Unidos se está retirando de la principal agencia cultural de las Naciones Unidas es un ejemplo. Aun así, la decisión fue la correcta.

La portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert, dijo que Estados Unidos abandonará la organización educativa, científica y cultural de la ONU, con sede en París, el 31 de diciembre, y se volverá un “Estado observador no miembro”. Nauert citó “preocupaciones con atrasos crecientes”, “la necesidad de una reforma fundamental” y el “continuo sesgo antiisraelí” de la organización. El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó la decisión en Twitter como “valiente y ética”, y afirmó que su país también se retirará.

Durante décadas, la Unesco ha sido una agencia política disfrazada de institución cultural. Los soviéticos manejaban sus programas educativos, y actualmente continúa su inclinación anti-estadounidense. La actual directora de la agencia, Irina Bokova, es una búlgara con pasado comunista que se postuló para secretaria general de la ONU con el respaldo de Vladimir Putin.

En 2011, Bokova permitió a la Autoridad Palestina unirse a la Unesco, provocando la promulgación de una ley estadounidense que impide el financiamiento de cualquier organismo de la ONU que acepte la incorporación de un Estado palestino. La Unesco afirma que Estados Unidos ahora debe 550 millones de dólares en pagos atrasados.

En julio, la Unesco declaró la Tumba de los Patriarcas y otras áreas de Israel como sitios del “patrimonio palestino”, un acto de incitación política. Como explicó el jueves pasado la embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, ese organismo se ha involucrado “en una larga línea de acciones absurdas, como mantener al dictador sirio Bashar al-Assad en la Comisión de Derechos Humanos incluso después de su represión asesina contra manifestantes pacíficos”.

Haley también quiere modificar las normas de operación de las fuerzas de mantenimiento de paz de la ONU, y ha advertido que Estados Unidos puede retirarse del Consejo de Derechos Humanos ante la ausencia de una reforma. La retirada de la Unesco es un buen primer paso.

Traducción NMI.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

demuestra que no eres un robot *

Close