Peri Habaten organizó charla sobre la mujer en el Judaísmo
12 Febrero, 2016
El Estado judío, más vigente que nunca
12 Febrero, 2016
Mostrar todo

Hebraica ofreció charla sobre la verdad del azúcar y cómo vencer su adicción

KEHILÁ

RESEÑA Con la doctora Edna Brener

Hebraica ofreció charla sobre la verdad del azúcar y cómo vencer su adicción

Dentro del espacio “La mujer de hoy” en el Centro Creativo Brief-Kohn, la especialista profundizó acerca de los efectos nocivos del azúcar y de qué manera se presenta en los alimentos que se consumen a diario

E l azúcar y sus efectos en el cuerpo fue el tema de la charla que ofreció Edna Brener, health coach y odontóloga, en el CC Brief-Kohn, el 27 de enero, donde explicó al público asistente que la glucosa se convierte en energía y que esta es necesaria para el funcionamiento del cuerpo. “Necesitamos azúcar, pero el azúcar refinado es difícil de procesar, y más que un elemento nutritivo, crea deficiencias e innumerables enfermedades metabólicas”, dijo Brener. “Además, el ingerir exageradas cantidades de azúcar provoca la subida brusca de insulina, que a su vez trae como consecuencia hiperactividad, ansiedad, cambios en los estados de ánimo, hipertensión, diabetes, enfermedades cardiovasculares, aumento de peso por almacenamiento de grasa y subida del colesterol”, agregó.

El problema no es únicamente la ingesta del azúcar refinada en sus diversas formas, sino que la misma se encuentra camuflada en los alimentos industrializados que creemos sanos. Explicó Brener que cierta marca de salsa de tomate en lata para pastas, por ejemplo, contiene el equivalente en azúcar a dos galletas oreo, y así sucesivamente en los alimentos procesados como pan, pastas, cereales, algunas barras, yogurt, entre otros. Los refrescos normales contienen, según dijo, hasta 16 cucharaditas de azúcar, y los ligeros con edulcorantes crean deseos de comer más dulce y confunde al organismo produciendo almacenamientos de grasa.

Brener habló acerca del índice glicémico de cada alimento, que es un rango del 0 al 100, que indica cómo incide en elevar el azúcar en la sangre. Asimismo agregó que debemos aprender a leer las etiquetas y conocer los diferentes nombres que tiene el azúcar: aquellos que terminan en “osa”, como dextrosa, sacarosa, lactosa.

Por último, mencionó cuáles son las verduras y frutas que contienen más azúcar, y explicó que existen muchas maneras de preparar alimentos con ingredientes sanos donde el azúcar se metaboliza de manera uniforme y adecuada. Está en nosotros tomar esa elección, pues la base de todo es moderación y balance.

Daphne Breuer de Jagerman

Gerencia de Comunicaciones e Información del CSCD Hebraica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

demuestra que no eres un robot *

Close