DOSSIER

Las bibliotecas del “pueblo del libro”

Desde la antigüedad talmúdica, a los judíos se les conoce como el “pueblo dellibro”. Y eso es algo que no ha hecho más que apuntalarse con el trascurrir de los años. De hecho, Israel tiene la mayor tasa de alfabetización en Asia Sudoccidental de acuerdo con las Naciones Unidas, y es uno de los países que publican más libros per capitaen el mundo. Es por eso que echar un vistazo a los principales “templos del libro” en Tierra Santa, las modernas bibliotecas de hoy, puede darnos una idea del arraigo ala lectura por parte de los israelíes

Biblioteca Nacional de Israel (BNI)

La Universidad Hebrea de Jerusalén alberga la Biblioteca Nacional de Israel, el más grande establecimiento de libros de temas judíos del mundo. En total, resguarda más de 5 millones de volúmenes. Adicionalmente alberga manuscritos y piezas de artesanía raras o únicas.

Esta biblioteca se estableció en Jerusalén en 1892, y con los años ha logrado acumular obras antiguas y nuevas relativas a la herencia intelectual judía, así como los libros publicados en diversas partes del mundo. Cuando la Universidad Hebrea de Jerusalén se estableció en 1925, la biblioteca fue nombrada oficialmente como “Biblioteca Judía Nacional”, lo que amplió considerablemente el alcance de sus colecciones.

Hasta 1948, la biblioteca se encontraba en el campus del Monte Scopus de la Universidad Hebrea. Después de la Guerra de la Independencia, cuando el lugar quedó en manos de Jordania,tuvo que trasladarsevarias veces, hasta que en 1960 se estableció en su ubicación actual en el campus de GivatRam. En 2008 pasó a llamarse Biblioteca Nacional de Israel. Sin embargo, la planta física actual se ha quedado pequeña, por lo que en 2020 se mudará a su nueva sede de 45.000 metros cuadrados. Entre los materiales más valiosos que posee esta biblioteca se encuentran:

  • El comentario sobre la Mishná de Maimónides: La BNIposee partes del manuscrito original de su revolucionario comentario sobre la Mishná, el texto canónico de la ley judía.
  • Antes de morir, Albert Einstein donó todos sus archivos a la Universidad Hebrea de Jerusalén. En total son alrededor de 80.000 documentos, entre los que se encuentran los manuscritos originales en los que el padre de la Física moderna propuso la Teoría de la Relatividad.
  • Los escritos teológicos de Isaac Newton, que demuestran que, aparte de físico, también fue un fervoroso teólogo que pensaba que podía prever el futuro interpretando las Escrituras. De acuerdo con sus cálculos, el fin del mundo tendrá lugar en el año 2060.
  • Stefan Zweig, Walter Benjamin y Franz Kafka fueron destacadas figuras judías del panorama cultural alemán. Su mundo se derrumbó cuando los nazis llegaron al poder, pero sus obras perduran. Parte de sus archivos se conservan en la BNI, incluyendo una carta de Zweig de 1933 en la que revela el clima antisemita que ya se respiraba en Austria en esa temprana fecha. El archivo también incluye una carta de las autoridades franquistas a Max Horkheimer, donde le informaban sobre las circunstancias del fallecimiento de Walter Benjamin en Portbou.

Centro de Estudios de Israel ItzjakRabin

Culturalmente hablando, uno de los lugares más importantes de Tel Aviv es el Centro de Estudios de Israel ItzjakRabin, que se ubica en una colina con una vista panorámica del Parque Hayarkón, cerca del Museo Eretz Israel, el Museo del Palmaj y la Universidad de Tel Aviv.

En este centro se encuentra una importante biblioteca, un departamento de investigación y también un museo. La construcción es obra del conocido arquitecto israelí MosheSafdie, y lleva el nombre del primer ministro israelí y Premio Nobel de la Paz Yitzhak Rabin, asesinado en 1995.

El centro ofrece una visita guiada para conocer de cerca la historia del lugar, así como la vida del mítico primer ministro. El museo se pasea por la historia de principios del siglo XX para conocer el proceso de independencia del país y diferentes momentos históricos, con documentos, objetos y fotografías antiguas que sirven a los turistas para hacer un viaje completo.

La inauguración de este centro tuvo lugar en noviembre de 2005, en el décimo aniversario del asesinato de Rabin.

YadVashem: Centro mundial para la documentación del Holocausto

Incluso antes del momento de la liberación, todavía inmersos en el período más oscuro de la historia de la humanidad, hubo personas que se esforzaron en documentar y preservar los hechos del Holocausto. Estos individuos estaban motivados por un desesperado anhelo de que su sufrimiento fuera recordado por siempre y nunca se llegara a repetir. Muchos sobrevivientes y otros continuaron esta misión, dedicando sus vidas a recolectar la más completa documentación posible acerca del Holocausto.

Hasta la fecha se han recogido más de 72 millones de páginas, cerca de 300.000 fotografías y 23.000 objetos, comprendiendo el archivo más amplio que existe actualmente en el mundo.

De igual forma, YadVashem ha estado recogiendo los testimonios individuales de sobrevivientes durante más de cincuenta años. Los 2800 testimonios recogidos antes de que se iniciara el juicio a Eichmann en 1961 constituyeron una contribución importante para cimentar los argumentos de la fiscalía. Esta iniciativa es una de las prioridades de YadVashem, que cuenta con más de 44.000 testimonios escritos, filmados y grabados.

La Biblioteca de YadVashem contiene más de 112.000 títulos en 50 idiomas y un repertorio de alrededor de 4000 periódicos, muchos de los cuales datan del período de la Shoá

.

BibliotecaYounes y Soraya Nazarian de la Universidad de Haifa

Es una de la bibliotecas más avanzadas en cuanto a servicios, tecnología e información, además de ser una de lasmás grandes de Israel. Dedica recursos para el desarrollo, preservación y digitalización de colecciones especiales, tales como disertaciones, publicaciones de investigación, fotografías históricas de Israel, así como archivos de artes escénicas y teatrales.

Las coleccionescontribuyen a la enseñanza y la investigación en la universidad, y hacen especial énfasis en garantizar la accesibilidad a la comunidad académica y al público en general interesado en materia de conservación del patrimonio. Un proyecto distintivo adicional es la producción del “Índice de Publicaciones Periódicas Hebreas”, una base de datos en hebreo de artículos y publicaciones periódicas.

En 2007, Soraya y YounesNazarian, judíos iraníes residenciados en Los Ángeles, Estados Unidos, hicieron una generosa donación a la universidad con el fin de renovar y ampliar la biblioteca, incluyendo la construcción de una nueva ala.Los Nazarian son conocidos por sus actividades filantrópicas en nombre de la comunidad judía en varios campos, incluyendo las artes, la salud y el desarrollo de las instituciones de educación superior en Estados Unidos e Israel.

Biblioteca Camilo José Cela

Dependiente del Instituto Cervantes, esta biblioteca fue fundada en 1998 y reinaugurada en 2005 con el nombre del Premio Cervantes y Premio Nobel de Literatura Camilo José Cela. Su misión es proporcionar acceso al conocimiento y la difusión de la lengua y la cultura en español, además de facilitar la tarea de los docentes y profesionales de ese idioma en Israel

.

La colección de la biblioteca está abierta al público, y los usuarios pueden hacer búsquedas en su catálogo en línea. La Biblioteca del Instituto Cervantes en Tel Aviv se encuentra en la calle Shulamit, cerca de la céntrica plaza de Dizengoff.

Biblioteca pública en paradas de autobuses de Israel

Daniel Shoshan y AmitMatalon, profesor y egresado del Tejnión, respectivamente, armaron una serie de estanterías en las paradas de autobús a lo largo de las principales ciudades israelíes, con la idea de que cualquiera tomara un libro de la estantería, lo leyera en la estación o llevara al autobús, y luego lo devolviera cuando lo terminara. Sin fecha de vencimiento, ni cargo por atrasos.

Este dúo cree que las bibliotecas de las paradas de autobús podrían ser un lugar para reciclar material de lectura que ocupa espacio en las estanterías de los hogares y en los sótanos de las bibliotecas públicas. Y no se equivocaron. Por ejemplo, en la parada de autobús más cercana al Tejnión los estudiantes intercambian sus tesis y libros de ciencia ficción. En un barrio ultraortodoxo, los residentes intercambian ejemplares de textos religiosos y CDs, y los residentes rusos en la parada de autobús de Ziv-Hankin crearon una biblioteca en idioma ruso. Lo más interesante es que, en lugar de disminuir, la cantidad de libros disponibles en estas estanterías aumenta continuamente.

Bibliotecas ambulantes

También en la turística Tel Avivse encuentran repartidas varias bibliotecas junto al paseo marítimo, que va desde Yafo, en el límite sur, hasta el norte de la ciudad. El horario de apertura de estas bibliotecas ambulantes se ha acoplado al de los bañistas. A partir de las siete de la mañana y durante 12 horas, los visitantes pueden escoger el título que deseen para leer.

Lo mejor es que no cuesta dinero; tampoco se necesita estar afiliado. Cualquier persona toma un libro y, confiando en su buena fe, se espera que lo devuelva más tarde. Y funciona. El objetivo del proyecto es hacer accesible la literatura a cualquiera,e impulsar a leer en cualquier momento y lugar.

En las “cajas de libros” se puede encontrar todo tipo de literatura, y los libros se ofrecen en cinco leguas: hebreo, árabe, inglés, francés y ruso. También hay literatura infantil en el catálogo. A pesar de la fuerte competencia con los videojuegos, en Israel sigue floreciendo el mercado literario para niños y jóvenes.

La biblioteca de Ben Gurión


La biblioteca particular más grande de Israel fue la del fundador del Estado y ex primer ministro David Ben Gurión. Ubicada en la casa de Tel Aviv donde residió durante décadas, esta biblioteca ocupa cuatro habitaciones y contiene unos 20.000 volúmenes, además de numerosas publicaciones periódicas.

Los libros de la colección son una muestra de los amplios intereses intelectuales de Ben Gurión: la mayoría tienen que ver con historia, culturas y religiones (incluyendo muchas biblias), sionismo, y numerosos testimonios sobre los soldados que perdieron la vida en las guerras de Israel. Las obras están en hebreo, inglés, griego, latín, francés, turco, alemán, ruso, español y otros, ya que Ben Gurión era políglota.

La casa de Ben Gurión es hoy en día un monumento nacional, y su biblioteca constituye una fuente de investigación y consulta.

1 Comment

  1. José Francisco Roldán Pastor dice:

    Pensado para llevar al lector hacia la obra de Cervantes.
    Resulta muy sencillo leer y explicar.
    Espero que merezca la pena leerlo y difundirlo.
    https://www.amazon.es/gp/aw/d/B07BJLTRFT/ref=mp_s_a_1_6?k__mk_es_ES=%C3%85M%C3%85Z%C3%95%C3%91&qid=1521407570&sr=8-6&pi=AC_SX236_SY340_FMwebp_QL65&keywords=Don+quijote+como&dpPl=1&dpID=51ULqNqP8NL&ref=plSrch

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

demuestra que no eres un robot *

Close